Salmos 91

Sl, 91. Antiguo Testamento.

  1. 1
    El que mora en el secreto de Elyón pasa la noche a la sombra de Sadday,
  2. 2
    diciendo a Yahveh: «¡Mi refugio y fortaleza, mi Dios, en quien confío!»
  3. 3
    Que él te libra de la red del cazador, de la peste funesta;
  4. 4
    con sus plumas te cubre, y bajo sus alas tienes un refugio: escudo y armadura es su verdad.
  5. 5
    No temerás el terror de la noche, ni la saeta que de día vuela,
  6. 6
    ni la peste que avanza en las tinieblas, ni el azote que devasta a mediodía.
  7. 7
    Aunque a tu lado caigan mil y diez mil a tu diestra, a ti no ha de alcanzarte.
  8. 8
    Basta con que mires con tus ojos, verás el galardón de los impíos,
  9. 9
    tú que dices: «¡Mi refugio es Yahveh!», y tomas a Elyón por defensa.
  10. 10
    No ha de alcanzarte el mal, ni la plaga se acercará a tu tienda;
  11. 11
    que él dará orden sobre ti a sus ángeles de guardarte en todos tus caminos.
  12. 12
    Te llevarán ellos en sus manos, para que en piedra no tropiece tu pie;
  13. 13
    pisarás sobre el león y la víbora, hollarás al leoncillo y al dragón.
  14. 14
    Pues él se abraza a mí, yo he de librarle; le exaltaré, pues conoce mi nombre.
  15. 15
    Me llamará y le responderé; estaré a su lado en la desgracia, le libraré y le glorificaré.
  16. 16
    Hartura le daré de largos días, y haré que vea mi salvación.